La marcha se detuvo en el edificio donde está la Fiscalía Departamental para exigir celeridad en las investigaciones.

Asesinato en Santa Ana: No videntes marcharon exigiendo justicia y ayuda para Genaro Galean

La fiscalía activó la Unidad de Atención y Protección a Víctimas y Testigos, en inmediaciones de la sala en la que se encontraba el señor Genaro Galean.

Mario Enrique Espinoza

Los no videntes marcharon ayer exigiendo justicia para una familia de personas ciegas, donde dos fueron asesinados y otro quedó gravemente herido; además de esta exigencia pidieron ayuda a la población para lograr recursos para Genaro Galean, quien está hospitalizado por una herida de bala que recibió en su cara.
La marcha llegó hasta las instalaciones de la Fiscalía y representantes de la marcha ingresaron al edificio para dialogar con el fiscal departamental, Gilbert Muñoz, quien dijo luego del diálogo que está trabajando arduamente para esclarecer el hecho de sangre.
Acotó que se activó la Unidad de Atención y Protección a Víctimas y Testigos, en inmediaciones de la sala del Hospital en el que se encontraba Galean.
Sostuvo que se destinó un equipo de cuatro fiscales para dar celeridad a las indagaciones y, que a la fecha, ya se realizaron varios allanamientos, pero que percibe que la gente de la comunidad no quiere prestar la ayuda correspondiente en las investigaciones.
El señor Ángel Galean, hermano de la víctima hospitalizada, comentó que a Genaro le realizaron una intervención quirúrgica que duró cinco horas, pero que ahora él está mucho mejor.
Sobre los móviles que llevaron a cometer este hecho, mencionó que no tiene certeza al respecto, pero que en base a lo que escuchó, los móviles podrían ser disputa por tierras.
“Nosotros vivimos en Santa Ana la Nueva y son parcelas que quedaron de nuestros abuelos, parcelas tal vez muy secanos por la ubicación, ya que carecen de riego; bueno, se cree que fue por eso pero sigo diciendo que se siga investigando”, dijo.
El fiscal remarcó que existen dos hipótesis muy marcadas al respecto, pero que no es bueno darlas a conocer, ya que podrían perjudicar en la investigación.
Antecedentes
Un 27 de mayo en horas de la noche, alguien entró en la casa donde vivían ellos, ubicada en Santa Ana la Nueva, directamente dispararon en la cabeza de la madre quien quedó muerta en el lugar.
El desalmado luego disparó contra Silverio Galean, quien perdió también la vida y se dirigió a buscar a Genaro, pero este logró luchar contra el agresor quien le golpeó y le disparó en el rostro.
Genaro cae y es golpeado en el suelo hasta que le rompieron algunos huesos, quedó mal herido pero vivo, por el ruido y los disparos, llamaron a la Policía que llegó y se llevó inmediatamente a Genaro hasta el Hospital.
En el Hospital le evalúan y le internan en terapia intensiva por la gravedad de la herida en el rostro, el médico Vladimir Velásquez indicó que le rompieron la clavícula.
Fue ahí que comunican a Ángel, quien se encontraba en Potosí por motivos de trabajo, y este inmediatamente retorna a Tarija para velar el cuerpo de su madre y hermano; además le quedó la preocupación de tener otro hermano hospitalizado.

La marcha se detuvo en el edificio donde está la Fiscalía Departamental para exigir celeridad en las investigaciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *