La escritora y activista mexicana, María Cristina de la Concha Ortiz, está de paso por Tarija.

Letras, represión y lágrimas: El exilio de la escritora mexicana María Cristina de la Concha

Llegó desde Santa Cruz de la Sierra, María Cristina de la Concha Ortiz es presidenta de la Unión Latinoamericana de Escritores ULatE. Actualmente atraviesa un calvario luego de haber sido activista en su país de origen, México. Ahora debe salir al mundo para separarse de “los ojos” que la miraban y seguían dentro su país, pero también es probable que lo hagan aun estando fuera de México.

Claudia Vedia Pacheco
El sábado por la noche arribó, al aeropuerto, María Cristina de la Concha Ortiz, presidenta de la Unión Latinoamericana de Escritores ULatE. René Aguilera Fierro, escritor y gestor en nuestro Departamento, junto a NUEVO SUR se hicieron presentes para recibirla y saber el estado de los escritores y la forma en que el mundo encara las letras y la lectura; fue así que nos encontramos con ella.
Luego, más en confianza, tras haberle hecho conocer un tramo desde el aeropuerto hasta el hotel que la esperaba, comenzó la charla.
“Yo creo que ahorita como ha habido mucho auge y movimiento por diferentes grupos, uno de ellos es la Unión Latinoamericana de Escritores ULatE, pero otros grupos en diferentes países han estado haciendo diferentes encuentros como el de Tarija, y es ahí que se han colocado como algo importante y gracias a las redes, a la internet, estamos vinculándonos, conociendo más de lo que hay en el mundo de escritores, los géneros y estamos sabiendo cuántos escritores hay; no con números exactos pero por medio de esto se visibilizan, no solo por la literatura, porque se hace la promoción de la lectura y se hace que la gente quiera investigar y leer otras cosas, sobre ciencia o el periódico, la gente no leía ni el periódico, pero yo siento que la gente lee más desde el momento que hay los encuentros”.
María Cristina prosiguió mientras era conducida rumbo al lugar donde se hospedaría “diez años que tiene el encuentro en Tarija. El 2007 fue el primero en Tulancingo. Yo siento que en el Estado de Hidalgo en México, que es donde yo me encontraba y estuve haciendo los encuentros, y veo que la gente lee más. Esto de los escritores es como una necesidad en este momento y así se promueve la cultura, cosa que antes no sucedía, y ahora hay más estímulo para que nazcan nuevos escritores también. De igual forma creo que actualmente los problemas a nivel mundial y político, como es el caso de Donald Trump, que declara a los mexicanos y sudamericanos migrantes como gente no grata en su país; entonces creo que este tipo de actividades debe unirnos y la hermandad debe ser visibilizada”.

Sobre el exilio
María Cristina de la Concha Ortiz también es periodista cultural y activista; además de postulante a la diputación en México relató que viene atravesando algo impensable en este 2017: “Estoy aquí porque ahorita en este momento no puedo estar en mi país, por mis manifestaciones en contra del gobierno federal y porque ha habido mucha represión, han matado a muchísimos periodistas, activistas, yo estoy en el activismo y haciendo periodismo cultural, y ahora no se puede andar ya en México. He sufrido amenazas veladas y no puedo estar aquí, eso dije, da miedo, día a día salen en los periódicos de que mataron a fulano, secuestraron a perengano, que zutano desapareció. Este año siete periodistas importantes, quienes informaban sobre los problemas violentos los mataron. Es que tenemos mucho miedo en México, es la verdad. Uno no puede dejar de decir lo que piensa y si no lo haces se aprovechan y como tienen el poder público. Yo estaba en el partido de oposición que es MORENA con Andrés Manuel López Obrador, en esa candidatura compraron las elecciones. De hecho me mandaron a decir que si no acepto, pues vas a perder, entonces los planes eran claros y yo iba a quedar infiltrada y no está dentro de mis principios. Las elecciones fueron compradas y a partir de ese momento fue cuando me estuvieron acorralando y dije me tengo que ir porque ya no puedo estar. Mataron a quince candidatos de mi partido en dos años y es mucho a nivel federal, entonces a uno le da temor y uno no entiende a qué punto pueden ser tan cínicos para matar gente”.
La situación mundial y las represiones en el mundo tienen niveles insospechados, llevan a los exiliados a dejar sus familias por un determinado tiempo con la esperanza de pronto volver al país y reencontrarse con la democracia; y sobre todo con la libertad de poder decir lo que se piensa. Actualmente está rumbo hacia el sur, más propiamente a la República Argentina, con la esperanza de que los meses pasen rápido y pueda algún día regresar a su país y abrazar, a su padre y su hija para no soltarlos más.
“Se me hace un nudo en la garganta, me voy a poner a llorar, es muy duro lo que se vive, no se lo deseo a nadie, es horrible, se siente muy mal”, así concluyó nuestra entrevista con María Cristina de la Concha Ortiz, presidenta de ULatE.