> Martínez llegó a Córdoba y culminó un nuevo Dakar.

Martínez se colocó en el puesto 23 en ‘cuadris’

EL DEBER / SANTA CRUZ

Leonardo Martínez se instaló en el puesto 23 de la general al cabo del Dakar 2018. El cruceño cumplió una buena actuación en los 15 días que duró la competencia. El pistoletazo de la prueba se dio el 6 de enero en Lima (Perú), pasó por Bolivia para finalizar ayer en Córdoba (Argentina). Fueron 9.000 kilómetros de recorrido aproximadamente.
Martínez (86h33’29”) llegó a la meta sin su compañera de equipo, su hija Suany, que tuvo que abandonar la prueba en Uyuni por una grave lesión en la pierna derecha. La única mujer boliviana que ha disputado esta competencia no partió en la octava etapa (Uyuni-Tupiza) por la inflamación en la zona afectada de su cuerpo.
El cruceño participó en su cuarto Dakar, mientras que su hija Suany no pudo cumplir en su segunda incursión en esta competencia. El año pasado también se quedó en el camino (en la segunda etapa) por problemas en su moto.

DE FRENTE ANTE EVO
Martínez cobró notoriedad en la sexta etapa (Arequipa-La Paz) cuando pidió al presidente Evo Morales, que respete la Constitución Política del Estado y el 21 de Febrero, fecha del referendo que perdió Morales, para una nueva postulación a la presidencia.
El pedido del cruceño también fue escuchado fuera del país, ya que habló en la rampa de llegada y ante los micrófonos de las cadenas internacionales que transmitieron la competencia.